lunes, 10 de septiembre de 2012

Entrevista a Marina, Adriana y Alexandra

Identidad de Género
Por Hernán Vargas

Estamos en Asociación ATTTA Santa Fe (Asociación Travestis Transexuales Transgéneros Argentinas) con Marina, Adriana y Alexandra y nos van a contar como surgió su Asociación, que proyectos a futuro tienen y sobre la Ley de identidad de género.

Marina- nuestra lucha fue siempre que nos reconozcan con nuestro nombre de género, siempre teníamos el mismo problema que no condecía el nombre del documento que portábamos con nuestra vestimenta y la identidad. Se hizo un proyecto de ley que lo hizo Claudia Pía Baudracco en conjunto con Marcela Romero y Silvia Asburguer, y que se cayó en el 2007, y se volvió a rearmar hace 4 años atrás con lo cual tuvimos que trabajar con los senadores y diputados de cada provincia y se hizo Ley Nacional. Fue un trabajo arduo y lamentablemente la creadora del proyecto no pudo disfrutarlo porque se fue un mes antes de que saliera la ley, nuestra compañera Pía y hoy digamos que tenemos la mitad de nuestra vida reconocida porque al tener un documento que dice que soy, por ejemplo Marina Quintero, que ella es Alexandra Aquino y ella es Adriana Guzmán, el reconocimiento es bueno porque el documento condice con nuestra condición.

Eso es la piedra fundamental de la ley.
Marina- es lo que buscábamos todas, el reconocimiento a la identidad de género. No obstante que salió esa ley, igual vamos a tardar 4 años en sentirnos plenamente porque hay que hacer todo otra vez, es como nacer de vuelta porque hay que cambiar todo lo que hemos comprado, todo lo que tenemos y lo que podemos llegar a tener con nuestro nombre.

Te referís en cuanto a lo inmobiliario por ejemplo.
Marina- Claro, tu casa, tu auto. Nosotras no teníamos derecho a tener nada porque no condecía nuestro documento con nuestra vestimenta.

¿Cuándo te referís a no tener nada, eso incluye al trabajo?
Marina- trabajo es lo que nos falta, es lo que nos queda a resolver.

¿Por qué decís eso?
Marina- Nos presentábamos con un curriculum y lo tenes que presentar con una fotocopia del documento, cuando lo presentábamos nos decían porque no iba esa persona, la del documento, y nosotras decíamos que éramos nosotras y lo metían dentro de un cajón y no salía más. Entonces ahora con el documento podemos presentar una fotocopia que condice con nuestra condición.

Hay casos en la provincia de Santa Fe de personas que han podido lograr hasta tener la indumentaria de trabajo concordando con la identidad de género.
Marina- sí, hay una policía en Rosario.
Adriana- Hay una enfermera, un amiga que tengo y tiene que cambiar sus títulos y no le dan trabajo por el hecho que ella no condice con el nombre que figura. Pero ahora va a poder conseguir trabajo e ingresar al hospital público.

¿Esta Ley es reparadora para ustedes?
Marina- Sí, pero muchos años se demoró.

¿Por qué crees que demoró tanto? ¿Pensas que fue la sociedad que postergaba el tema?
Marina- no, la sociedad esta a favor, hicimos un trabajo de hormiga y si no nos hubieran acompañado con las firmas no hubiese salido esta ley. Cada provincia tenía que presentar 5000 firmas y Santa Fe fue la que más firmas juntó, 7800 firmas y cuando fui a hablar con los diputados y senadores, ellos mismos nos pedían las listas de firmas para hacerlas girar entre sus conocidos.

O sea hubo colaboración en todos los ámbitos, ¿Eso las pone contentas?
Marina- antes salíamos a la calle y nos llevaban presas.
Adriana- no podíamos ir a los hospitales porque nos llamaban por nombre del documento delante de toda la gente, me ha pasado, y les decía yo soy Adriana pero me decían que te tenemos que llamar por el nombre del documento, pasaba vergüenza pero ahora todo va a cambiar, en los hospitales públicos, en los privados.

¿Por qué será que si la sociedad las acompaña en su lucha en el plano laboral no las aceptan?
Marina- nosotras siempre estuvimos destinadas a estar paradas en una esquina, de minifaldas, botas, pintadas estilo portón, es nuestra forma de vivir lamentablemente.
Adriana- hay muchas chicas que tienen estudios y muchas que no tenemos estudio y no ejercemos los derechos que tenemos que ejercer.
Marina- con esta ley se abrió una de las puertas grandes como siempre digo, pero faltan más puertas. Yo entre a militar para conseguir el DNI, se hizo muchísimo trabajo, sacamos los códigos contravencionales, una ley provincial de Salud, en la cual el ministro que hoy está que decía que teníamos que ser reconocidas por nuestro nombre de género a pesar que las planillas tenían que ir con nuestro DNI. Eso es buenísimo, para nosotras, tenemos acceso a todos los hospitales públicos, todos los privados, pero siempre tienen un pero.

¿Ustedes tienen obra social?
Marina- no, nosotras tenemos prepagas, pero siempre hay algún inconveniente, pero al pagarles nos tienen que atender, es el derecho a la salud, nosotras no teníamos acceso a lo que necesitábamos: endocrinólogos, cirujanos y todas esas atenciones, ya que nosotras vivimos arregladas, tenemos que ser la muñequita de porcelana.

Tienen que adecuar el cuerpo a lo que sienten.
Marina- naturalmente, acá con el hospital que mas acceso teníamos era el Iturraspe, lo cual nos llevó bastante tiempo organizarnos y uno de los asistentes principales que hoy es el secretario del director nos ha ayudado muchísimo, una bioquímica que está ayudándonos, armamos toda una plantilla de médicos, en general hay de todo y para todos los gustos, y trabajamos mucho con ellos lo cual siempre vamos a estar agradecidas; hay una infectóloga porque sabrás tenemos más prevenciones, y tenemos cirujanos que están al servicio nuestro, unos muy buenos y otros como para dejarlos de lado.

Digamos que como en todo ámbito, gente que hace las cosas bien y otras no. Entonces pensas que Santa Fe tiene una apertura respecto del tema de la identidad de género bastante avanzada.
Marina- yo te diría que Santa Fe es pionera en todo, porque nosotras hemos hecho muchos trabajos con el gobierno del Dr. Binner y con el actual gobierno y nos están apoyando y conseguimos muchos derechos desde hace 4 años.

Cuando van a algún congreso nacional y cuentan lo que lograron ¿cómo se sienten las demás compañeras del resto del país?
Marina- nosotras mostramos todo lo que hemos trabajado e implementamos para que las demás hagan, todo lo que vamos haciendo lo tenemos en papeles, lo pasamos a Internet y lo reenviamos a las otras sedes de ATTTA en la red nacional y ellos tratan de implementar dentro de sus provincias. Algunas han podido bajar los códigos contravencionales pero hay tres ciudades donde no se ha podido lograr, son muy cerrados los gobernantes que tienen, por ejemplo Córdoba, Buenos Aires, Catamarca no los pudieron bajar todavía.

Pero esos logros en Santa Fe tienen que ver con el trabajo que ustedes están realizando
Marina- nosotras somos las cansadoras, los cansamos, les ganamos por cansancio. Ya para no vernos nos dicen dame que te firmo directamente, ahí vine la loca.

Las cansadoras…
Marina- se ha logrado mucho, La prensa nos ha ayudado mucho, acompañando cada movimiento que hacemos.

¿Todos los medios de prensa, desde los grandes hasta los más humildes como el nuestro?
Marina- si todos, esa compañía es valiosa.

¿Qué otros trabajos sociales hace ATTTA para prestarle ayuda a las demás compañeras?
Marina- Nosotras trabajamos con todas las agrupaciones, pero con la que más trabajamos es con la multisectorial de la mujer, que su referente es Mabel Busaniche y nos acompañan las abogadas Lucila Pujol y Paula Condrac de la multi y trabajamos en contacto y en conjunto. Pero no solo trabajamos para nuestro colectivo, trabajamos también para la gente común, por eso hemos tenido mucho auge, trabajamos para las personas hetero, para los jóvenes, para los chicos, teníamos una copa de leche y eso nos avaló muchísimo.

Son parte de la sociedad y les importan los problemas que tenemos todos, inseguridad, alfabetización, la inflación, etc., contame cómo hacen con las compañeras que no han terminado el estudio, tienen algún programa para retomar la parte educativa o queda a elección de cada una.
Marina- hay un programa tenemos un convenio con la universidad para que las chicas sigan estudiando pero es electivo.

¿Y tienen muchas compañeras que se han recibido y son profesionales?
Marina- lo que pasa que ahora con la nueva ley, tienen que hacer el cambio de la partida de nacimiento para hacer los títulos. Nosotras tres ya las tenemos, dos ya generamos nuestro documento y Adriana que esta esperando para generarlo.

¿Adriana estas ansiosa?
Adriana- he esperado tanto… hemos esperado tantos años.
Marina- En la ciudad de Santa Fe, ya hay 70 partidas nuevas de 120 que somos. No vamos todas juntas porque seriamos muchas. Nuestros documentos ya están en el correo, pero tratamos de llevar la cosa en paz, no solo es nuestra agrupación, hay otras que se manejan distinto, pero hablamos de nuestro trabajo.

¿Qué hay para el futuro, Adriana?
Adriana- terminar mis estudios, poder recibirme de peluquera, mi sueño es tener una peluquería, tener todo en regla como todo ciudadano.

¿Y vos Marina?
Marina- yo me tomaría un descanso, fue muchísimo trabajo, pero creo que es figurado porque seguimos trabajando igual por las demás. Yo quiero que Alexandrita siga con esto pero cada una tiene sus días y forma de trabajo y no podes estar encima todo el tiempo. Yo quiero abrir las puertas para un trabajo digno, en la municipalidad ya hay una chica que esta trabajando, una trans y eso es buenísimo y hay que seguir haciendo contactos para conseguir que otras chicas más entren a trabajar en la planta permanente o del estado.

Yo pienso que el estado con esta reparación va a empezar abrir sus puertas, en cualquier ámbito o estamento.
Marina- Alexandra se va a encargar de eso, que no cometa mi error, yo trabaje 9 años a costa de mi bolsillo y bueno sería que ella siga haciendo trabajo militante dentro del estado.

¿Y vos Alexandra para tu futuro qué queres?
Alexandra- bueno lo primero es casarme, hace tres años que estoy en pareja y sería formalizar con mi pareja.

Desde el día 29/07/2012 Marina Quintero ya tiene su nuevo DNI, ya tiene su nombre coincidente con el género que escogió y siente. Ese mismo día vaya casualidad leí sobre una pared un graffiti y me pareció muy adecuado usarlo para concluir la nota “LO IMPOSIBLE SOLO TARDA UN POCO MAS DE TIEMPO”.