lunes, 27 de octubre de 2014

IDENTIDAD, Construcción social y subjetiva.

Por Cristina Moreaux

CHICOS DE LA CALLE*

En la calle, muchas cosas malas hemos pasado. La necesidad es la que me ha llevado desde chico a la calle, y en ella he encontrado gente buena que te ayuda y te da un consejo, y gente mala que te critica y te trata de negro de …
La policía que esta para ayudarnos, para cuidarnos, sin embargo, mucho de ellos nos maltrataron. Frente a ellos no teníamos derecho a hablar.
La gente que te rebajaba porque para ellos lo que uno hacía no era un trabajo sino que para ellos sólo estábamos robando, y sólo teníamos derecho a ser maltratados.
Muchas cosas malas he pasado, he escuchado palabras, palabras de gente mala. A veces es preferible una trompada antes que una persona te dispare una mala palabra, palabra que te  dejan en tu mente la marca.
Yo y mis dos compañeros, que con el tiempo fuimos creciendo, sentíamos los tres lo mismo por la gente mala y por la mala policía, ellos son los que no te ayudan, te pudren la cabeza, te meten en la delincuencia, y te dicen que así vas a terminar.
Mi madre me sacó del barrio, mis dos compañeros se quedaron.
Yo he aparecido por el barrio después de 5 años, y la noticia me ha llegado, que mis dos compañeros de la calle, en la delincuencia terminaron, y que la delincuencia la vida les ha sacado.