martes, 24 de febrero de 2015

Entrevista a José David Apel



Por Hernán Vargas

¿Cómo fue el contacto con la revista La Búsqueda?
Estaba sentado comiendo algo y llega un pibe con una revista, y dije: ¡para!, algo esta cambiando... no es una estampita. Me mostró la revista y se la compré. Lo que pasa es que dentro de la cultura la gente esta mirando para otro lado. En términos astronómicos está mirando más a las estrellas y a convertirse en una de ellas que estar a la altura del hombre y ser uno más. Místicamente tenemos padres astrales, y tenemos seguidores y gente a quien seguir. Yo tengo mucha suerte porque de padres astrales me han tocado dos animales muy grandes, y elegí a quien seguir en vida, un gran comandante de la cultura como lo fue y es Andrés Calamaro, que cuando el habla de la parte de adelante no esta haciendo referencia a nada obsceno ni sexual, sino a ese tercer ojo que nos indica a donde llegar para no terminar en una balsa de madera como expresó Lito Nebbia y fracasar, o no fracasar sino no llegar a donde se quería ir en términos culturales tal vez.